Gerasa , la joya romana de Jordania

Jerash, conocida en la antigüedad como Gerasa, es si duda la ciudad grecorromana más completa y mejor conservada de Oriente Medio. También es una de las antiguas ciudades de la Decápolis, y es una visita imprescindible en nuestra Peregrinación a Tierra Santa y Jordania.
Jerash está a 48 kilómetros de Amán por la autovía que sale hacia el norte, pasado el río Yaboc, identificada con la ruta de los Patriarcas bíblicos Abraham y Jacob. La tradición sitúa allí, en la desembocadura del Yaboc, el santuario de Penuel.

La visita de Jerash es el encuentro con una de las ciudades monumentales antiguas más interesantes de Oriente Próximo.
Aquí está presente todavía la civilización romana del siglo II DC, y siguientes, incluido el Periodo Bizantino. Hay pocas ciudades del antiguo Imperio Romano que nos den una imagen tan completa de lo que eran las colonias romanas como Gerasa.

Situada en un valle fértil con un manantial que cruza la ciudad, y en un camino estratégico donde se intercambiaba el comercio del Próximo y Lejano Oriente de la antigüedad.
Le afectó positívamente la conquista de Alejandro Magno, en el 332 AC , ya que fue en el periodo Helenístico, durante la dominación Seleúcida cundo comenzó a formarse la ciudad que alcanzaría su máximo desarrollo durante el periodo romano, especialmente los siglos I y II DC, en los que se levantaron la mayoría de las construcciones que adornaron la ciudad y siguen hoy relativamente bien conservadas.

En el año 64 AC, con la conquista de Pompeyo, pasó a ser ciudad grecorromana y parte de las ciudades de la Decápolis. Con la conquista del reino nabateo por el emperador Trajano y luego Adriano, Gerasa alcanzó su mayor florecimiento.
Constantino llegó al poder en el 325 y declaró oficial la religión cristiana, y se construyeron basílicas e iglesias. Hubo una gran comunidad cristiana de interés en toda la zona.

Con los persas y la ocupación islámica (636) la ciudad se convirtió en una sombra de lo que había sido. Con el califato de Damasco, Gerasa ya era un pueblo agrícola, aunque siguió siendo lugar de paso de caravanas desde Damasco a La Meca. Los terremotos de los siglos VIII y IX dejaron su huella también.
Y llegamos a hoy día , en que existe un poblado árabe asentado en el lado este de la antigua ciudad romana.

Dejamos para la próxima entrega el culmen de esta visita con la descripción de la ruta por la ciudad grecorromana, donde podremos disfrutar de restos prodigiosos como el Teatro Romano, el Templo de Artemisa , el Cardo máximo, las Iglesias bizantinas, el Hipódromo o el Foro.

Foto de portada: Jerash 16 Forum .Autor: Jerzy Strzelecki. Licencia CC Attribution Share Alike 3.0.

Commentarios cerrados.

Etiquetas:, , , , ,