En Padua, Venecia y Verona

Terminamos nuestra peregrinación por Italia, en las históricas ciudades de Padua, Venecia y Verona.

En Padua:

Al caer la tarde llegamos a Padua; otra ciudad y otro Santo, San Antonio, que se integran y se complementan como Asís y San Francisco. Juntos, ciudad y Santo, hacen historia y reciben al peregrino o visitante con mensaje, arte y tradición.
En San Antonio hay una pequeña diferencia, que no nació aquí sino en Lisboa. Padua fue el lugar de su predicación, su residencia y, sobre todo, el lugar donde reposan sus restos. Padua lo acogió como hijo prediliecto y nunca lo ha dejado, de tal manera que la ciudad no se entiende sin San Antonio y viceversa.

Llovía a mares. No había paraguas que aguantara. A la Basílica que lleva su nombre llegamos, empapados, pero con mucha alegría. Es uno de los santuarios más conocidos del mundo. Año tras año peregrinos de todos los países llegan ahí para vivir un tiempo privilegiado  del espíritu en oración y en mensaje.
La Basílica del Santo es sin duda el complejo arquitectónico más famoso y conocido de la ciudad de Padua.
Es muy llamativo por la armonía de varios estilos: románico, gótico y bizantino. Lo más importante que tiene es la Tumba de San Antonio. Aquí reposa Fray Antonio de la Padua, ejemplar imitador de Cristo, mensajero infatigable del Evangelio.
En nuestro papel de peregrinos, como despedida le dedicamos la oración que allí mismo figura:

Oh, Dios,  Padre bueno y misericordioso , que has elegido a San Antonio como testimonio del Evangelio y mensaje de paz en medio de tu pueblo, escucha la plegaria que te dirigimos por su intercesión.
Santifica nuestra familia, ayúdala a crecer en la fe, conserva en ella la unidad, la paz, la serenidad.
Bendice nuestros hijos, protege los jóvenes. Socorre a quienes son probados por la enfermedad, por el sufrimiento y la soledad.
Sostennos en las fatigas de cada día, dándonos tu amor. 
Por Cristo nuestro Señor. Amén.

En Venecia:

Es la ciudad más original y una de las más conocidas y amadas del mundo, debido a la extraordinaria belleza de sus monumentos, a sus tesoros artísticos y a su historia; pero sobre todo a la localización especial en la que se encuentra, que le permite reflejarse en el agua de sus canales, con sus iglesias y palacios diseminados en las innumerables islas e islotes.
Venecia vive sumergida en una atmósfera encantada, de fábula, un poco melancólica. Lo que más sorprende de ella es la imagen singular de una ciudad duplicada; sus iglesias y monumentos se repiten al revés en las aguas del canal, volviéndose evanescentes, irisados, móviles, con miles de facetas.
Desfilan por el Canal Grande siguiendo las curvas amplias y sinuosas, con sus fachadas refinadísimas.
El silencio empapa canales y calles y atraviesa la ciudad hasta las plazoletas más apartadas. El encanto de las preciosas arquitecturas o de los mosaicos de San Marcos , que resplandecen al sol y los estupendos palacios,como el Palacio Ducal , la Ca´d´Oro o la Ca´Pesaro , valorizan el rostro de la ciudad que adquiere un aspecto centelleante. 
Además el Puente de Rialto, el Puente de los Suspiros, la soberbia arquitectura de Longhena, de Sansovino, de Scarpagnino, los grandes lienzos de Tiepolo, de Tintoretto y la delicada pintura de Bellini; las esculturas de Lombardo, las decoraciones del Gótico florido… todo hace que Venecia sea única e inolvidable.

En Verona:

Aquí concluyó nuestro recorrido por Italia, en la ciudad de la elegancia y el romanticismo; representada en las figuras de Romeo y Julieta, la “pareja inmortal”. 
Hay que rendir tributo a la leyenda visitando sus casas, recordar la historia en las Arcas Escalígeras y el Anfiteatro Romano; y sentirse transportado a otra época, paseando por sus zonas peatonales, a la vez que deslumbrado por los escaparates de moda de todo el mundo.

Queridos amigos, me hubiera gustado completar este viaje por Italia visitando muchos otros lugares, indiscutibles por su belleza, cultura, arte, historia y contenido religioso. Habrá ocasión para ello.

Imagen de portada VeniceCanalGrandeMariaSalute via wikipedia    de  Andreas Tille
Permission  under the terms of the GNU Free Documentation License,

 

 

 

 

 

Commentarios cerrados.

Etiquetas:, , , , ,