De Compras por Buenos Aires

Acabo de llegar de Argentina  y quiero compartir con ustedes mis últimas impresiones.

Antes que nada, les comento que en diciembre el euro estaba a 10 pesos argentinos y cuando me fui, en febrero, ya había subido a 15. Increíble, pero cierto. 
¿Por qué empiezo con el vil metal? Simplemente, porque para el turista es un dato importante, si tenemos en cuenta que una de nuestras gratificaciones, cuando viajamos al exterior, es comprar ; sobre todo si el cambio nos favorece tanto. Buenos Aires es la ciudad más visitada por los turistas latinoamericanos para realizar sus compras. Por algo será.

¿Dónde?

En Centros comerciales :

En la peatonal Florida, llena de comercios, sobresale por su categoría, la Galería Pacífico. En el interior, podremos disfrutar de unas pinturas que pertenecen a artistas argentinos muy reconocidos como Castagnino, Berni, Spilimbergo
La mitad de sus locales pertenecen a firmas internacionales, que se pueden encontrar en España; la otra mitad, son productos argentinos, eso sí, siempre de calidad, como nuestro famoso cuero (carteras, bolsas, botas, zapatos, billeteras…)
Es un lugar elegante, muy agradable para ver, en pleno corazón del centro de la ciudad, pero yo no compraría aquí. a no ser que vieramos algo que valiera realmente la pena. 

En todo caso, recomiendo la Galería Abasto, donde compran los argentinos, aunque cada vez vemos más extranjeros. Aquí los precios se ajustan a la realidad del país, hay vigilancia, tiene horario corrido. encontramos de todo…y está cerca.
Es muy grande, con varios pisos. En el superior hay una serie de lugares para comer, para todos los gustos ; oriental, vegetariano, judío… además de la inevitable carne argentina y la pasta italiana.
O simplemente, podemos descansar, tomando un “relaxing cup of café con leche”, aunque no estemos en la Plaza Mayor
Para llegar, podemos coger el metro que recorre Corrientes y bajarnos en la parada “Carlos Gardel ”.  Se llama así porque este cantor vivía y trabajaba en esta zona, especialmente en el mercado, que después se transformó en galería.
Para regresar, teniendo en cuenta que cargaremos con paquetes, es preferible tomar un taxi, que sale barato (estaremos a 10 minutos del centro y del hotel).

 En Ferias:

Por supuesto que si es fin de semana, hay que aprovechar los puestos de las ferias de San Telmo y la Boca. Son muy bulliciosas, con muchas curiosidades y con música de tango, como fondo.

Pero a mi me gusta comprar en la Recoleta. Es un lugar muy tranquilo y señorial; alrededor de un gran parque; hay algunos artesanos muy buenos, que trabajan metal, piedra, vidrio…
Muchas cosas de bisutería, ya sea collares, pulseras, etc., son francamente originales, a buen precio, livianos y pequeños; resumiendo: fáciles de llevar en la maleta. Preguntar antes, porque a veces estas ferias abren sólo los domingos.

Libros y teatros:

Ambos forman parte de nuestra idiosincrasia, de lo que estamos muy orgullosos, por lo tanto recomiendo gastar algo de nuestro dinero en este rubro cultural.
Librerías encontraremos en todos lados, pero sobresalen las que están en Avenida Corrientes, La “ciudad que nunca duerme”. Las tenemos a mano y encontraremos verdaderas ofertas, sobre todo en libros y discos de segunda mano.
Pero la que no se deberían perder es la librería Ateneo, situada en la Avenida Sta. Fe, casi esquina Callao; era un antiguo teatro, cuyo escenario es ahora una coqueta confitería y en sus palcos uno se puede sentar a leer tranquilamente, aunque después no compre nada.

Entre los muchos teatros, resalta en importancia el Teatro San Martín. Tiene tres salas, varios salones de exposición, un cine y otros espacios destinados a promover el cine, la música, las artes visuales y la danza. Constantemente se ofrecen seminarios, talleres y la presencia de famosas compañías teatrales, nacionales y extranjeras.
En abril del año pasado presencié el éxito de Blanca Portillo, en “La Vida es Sueño”… maravillosa y con un éxito arrollador, aunque estuvo solo tres días. Ella vivió 2 años en Buenos Aires y tiene un recuerdo muy cariñoso de esta etapa de su vida, en la que participó activamente del movimiento. teatral de la ciudad.

 No olvidemos el legendario Teatro Colón, ya rehabilitado, y si no nos apetece presenciar un ballet o una ópera, no dejemos de ir a una de sus muchas visitas guiadas. Estoy segura que les sorprenderá.
Si usan transporte público, evitar las horas pico, sobre todo en los Metros. Y guardar estrictamente las siempre aconsejables medidas de seguridad.
Si alguien se decide a ir, estoy convencida que lo pasará muy bien. Ese es mi sincero deseo. …¡ Y un beso al obelisco!.

Alicia N. Rivara

Foto de portada: Adaptación de “Plaza Dorrego” de Mariano Cecowski.   Lic. Creative Commons 3.0. 

Sin comentarios todavía.

Deja tu comentario

Etiquetas:, , , , , ,